Al ver una grieta en la pared, no entre en pánico, creyendo que el edificio está a punto de derrumbarse. Primero debe realizar un diagnóstico visual para averiguar qué factores influyeron. Si la grieta es bastante grande y no encuentra la causa usted mismo, deberá invitar a un especialista que no solo evaluara el grado de daño, sino también los posibles riesgos.

¿Por qué se forman las grietas en las paredes?

La razón principal de la aparición de grietas en las paredes es el hundimiento de los cimientos del edificio y su deformación. Se hunde bajo la influencia de factores externos adversos y “arrastra” las paredes. Bajo estas fuerzas las paredes no aguantan y se agrietan. Una bajada insignificante de los cimientos es un proceso natural en los primeros dos años después de la construcción del edificio y no causa daños significativos. Es peor cuando este proceso no se detiene, ya que puede tener serias consecuencias para las paredes de la casa.

La segunda razón para la formación de grietas son los errores en la construcción del edificio causados por un diseño incorrecto. Como resultado, las paredes pueden estar sobrecargadas. Incapaces de soportar la presión, las paredes se agrietan.

Otra posible causa de las grietas en las paredes, es una pared de baja calidad. Si los que erigieron los muros no eran profesionales, la tecnología de colocación podría verse afectada. Esto también incluye el uso de soluciones de baja calidad.

La falta de drenaje en el techo también puede causar la formación de significativas grietas. El agua de lluvia, que fluye por la pared, se introduce por las microgrietas y cuando la temperatura del aire cae por debajo de cero, el agua se congela y se expande destruyendo las costuras de la pared. Con el tiempo estas grietas pueden crecer hasta llegar a un tamaño crítico. El origen de estas grietas es fácil de identificar por marcas de agua que suelen ir desde el techo.

También pueden estar causadas por culpa de que la casa es vieja y su esqueleto es de madera. Muchas veces damos golpes con las paredes y portazos que hacen que tengamos grietas pequeñas.

Así mismo con los cambios de temperatura cuando los tabiques son muy grandes y no tienen espacio de dilatación se forman grietas.

Causas no estructurales pueden ser consideradas el cuarteamiento de la pintura o el ahuecamiento de la pared, cuando alisamos paredes con grandes cantidades de masilla o tapamos el gotelé en vez de quitarlo (en nuestra tienda podrá encontrar el producto Ecoestabilizador para quitar el gotelé).

Diagnóstico de las razones por las que aparecen las grietas

Algunas grietas se pueden diagnosticar por su forma y tamaño sin necesidad de ser experto en el ámbito.

  • Si la grieta es fina en la base y se va expandiendo hacia arriba, es la consecuencia del hundimiento de los cimientos de la parte baja del edificio donde se formo la grieta.
  • Si, por el contrario, la grieta en la parte superior es estrecha y se expande hacia abajo, se formo por la presión excesiva del techo sobre las paredes.
  • La razón de la aparición de grietas verticales en las paredes es el cambio de temperaturas y el mal acondicionamiento de las paredes para este fenómeno estacional.
  • La formación de grietas diagonales obllicuas indica un hundimiento desigual de la base. Esto sucede cuando se forman huecos debajo de una parte de la base o hay diferente carga sobre el suelo. Si todas las grietas oblicuas tienen una dirección, entonces una esquina de la casa se hundió. Si se dirigen en diferentes direcciones, esto indica un hundimiento desigual y múltiple.
  • La razón de la formación de grietas horizontales en la pared sobre la abertura de la ventana es la deformación del alfeizar.
  • Si observa grietas horizontales arqueadas en una pared de ladrillos es de suponer que sea por el peso excesivo que las paredes no pueden soportar.

Aunque pueda diagnosticar la causa de las grietas en sus paredes siempre es mejor acudir a un profesional. Podrá analizar su situación y darle la solución más adecuada para su caso.

Categorías: Interesante

0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *